Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información Aceptar
Llámanos y pídenos
presupuesto sin compromiso
93 818 37 29
o escríbenos
  • Desahucio express: cómo echar a un inquilino que no paga

    Desahucio express: cómo echar a un inquilino que no paga

25 AGO 2016

Cuando alquilaste tu vivienda no pensaste que el inquilino se pudiera convertir en moroso. Es una de las mayores pesadillas que puede vivir un arrendador. Hasta abril del año 2013, echar a un inquilino que había dejado de pagar era complicado, muy costoso y se alargaba mucho en el tiempo, 12 meses o a veces incluso más. Si tienes un inquilino moroso, ahora la Ley te ampara con un probablemente mal llamado desahucio express.

Si bien es cierto que con el desahucio express los plazos para echar al moroso son bastante más cortos que antes de 2013, se tarda un total de entre 5 y 6 meses. Así, el tiempo entre denuncia y desahucio aún está lejos de llegar a los 10 días que pretendía la Ley de Medidas de Flexibilización y Fomento del Mercado del Alquiler de Viviendas de abril de 2013, y, por tanto, de convertirse en express. Eso sí, los cambios en la normativa aprobados en 2013 te permitirán acceder, ya desde el primer retraso en el pago de la renta por alquiler, a esta modalidad de desahucio.

En 2015, la causa del 53% de los lanzamientos en España, 35.677, era el impago del alquiler. Aquí, unos sencillos pasos que puede seguir el arrendador desde la primera falta de pago de alquiler:

  1. El inquilino debe pagar la renta de alquiler, por norma general, en los primeros siete días del mes. Si el arrendatario no ha pagado en ese plazo, el propietario puede iniciar los trámites de desahucio express. Es muy importante que el arrendador no dé de baja suministros como luz, agua o gas, ya que estaría incumpliendo parte de las obligaciones del contrato y no podría denunciar el impago de la renta de alquiler
  2. A partir de ese momento, el inquilino tiene 10 días hábiles para abonar la cantidad adeudada al arrendador o, por el contrario, abandonar el domicilio. El Secretario Judicial, sin recurrir a juicio, dictará orden de desahucio.
  3. El inquilino contará con un plazo de 20 días desde la orden de desahucio para interponer un recurso.
  4. Si el arrendatario no recurre, se aplicará automáticamente el desahucio. Si por el contrario recurre, el proceso se alargará con la celebración de un juicio oral en el que el juez tomará una decisión, aunque probablemente esto alargue bastante más los plazos antes mencionados.

 Si tienes alguna duda, no dudes en contactar con nosotros para resolverla. En BPM Abogados estaremos siempre dispuestos a ayudarte.

abogados matrimonialistas barcelona

Contacto